ricardo_fort(Télam) El mediático empresario Ricardo Fort, de 45 años, falleció a la 5 de la madrugada como consecuencia de un paro cardíaco asociado a una hemorragia digestiva masiva, según el informe oficial emitido por la Clínica La Trinidad de Palermo. Karina Antoñale, cuñada de Fort y esposa de su hermano Eduardo, fue la encargada de leer el parte médico del sanatorio y confirmó que no habrá velatorio y que sólo se realizará una misa para los familiares e íntimos. fue la consecuencia fatal de sus casi 30 operaciones para cambiar su fisonomía y lograr fama con su imagen.

Fort fue internado en febrero de este año como consecuencia de una úlcera duodenal y en el último mes sufrió una caída que le produjo una fractura en el fémur y volvió a internarse el pasado jueves. Luego de haber grabado un mensaje para sus fans, el empresario recibió visitas de amigos y familiares este fin de semana, pero la situación se complicó anoche como consecuencia de una hemorragia gastrointestinal que le provocó la muerte.

Las afecciones surgieron como consecuencia de las más de 27 operaciones a las que el mediático se sometió en los últimos años para modificar su fisonomía El parte reveló que el equipo de especialistas de la Trinidad estuvo durante una hora tratando de reanimarlo, pero sin conseguirlo.

Fort se colocó unos talones artificiales para ser más alto, además de implantes de todo tipo en rostro, cadera, torso, y esto afectó la conformación de su espalda, con dolores crónicos que lo llevaron a parecerse al egomaníaco personaje de dibujitos animados Johnny Bravo. El empresario, que saltó a la fama al hacer un reality sobre su excéntrica vida, dejó dos hijos mellizos, Marta y Felipe, que fueron engendrados en 2004, en Miami, con una mujer a la que le alquiló el vientre y que renunció a sus derechos.

Por esa razón, se maneja la información que los niños quedarán a cuidado de su abuela Marta Campa de Fort y de Gustavo Martínez, ex pareja del empresario chocolatero y su amigo más íntimo. Fort tiene dos hermanos, Eduardo y Jorge, quienes administraban la empresa especializada en chocolates, golosinas y barras de cereales.

A diferencia de sus hermanos, Ricardo intentó en los ´90 forjar una carrera como cantante que no tuvo ningún resultado y se radicó en Miami por decisión de su padre Carlos, al enterarse que su hijo era homosexual.

Su madre Marta era una cantante lírica aficionada, mientras que su hermano Jorge es trompetista de jazz y en sus ratos libres suele tocar con muchos músicos en su mansión en Miami.

Carlos Fort falleció en 2007, pero su hijo Ricardo ya había cobrado notoriedad cuando decidió filmar el reality de su vida y compró el espacio en las madrugadas del canal América.

En aquel reality se lo veia a Fort haciendo ostentación de su dinero, sus autos caros, su ropa extravagante, acompañado por un grupo de chicos jóvenes y de vedettes como Virginia Gallardo, Violeta Lo Ré y Claudia Ciardone, en diferentes etapas.

A fuerza de una generosa pauta publicitaria por parte de Felfort, Fort se convirtió en una figura mediática cuya vida transcurría frente a las pantallas y donde se peleaba con novias, novios y con otros personajes mediáticos como Guido Suller y Jacobo Winograd.

En 2009 se convirtió en una celebridad cuando Marcelo Tinelli lo invitó a participar como competidor en el segmento “Bailando por un sueño” del ciclo “Showmatch”.

El rating del programa alcanzó altos niveles y Fort se mantuvo en el ciclo, y al llegar el verano alquiló un teatro en Mar del Plata y armó la obra “Fortuna”, donde participaban sus amigos y parejas además de figuras de la farándula como Adriana Salgueiro, Claudia Albertario y Luis Ventura, entre otros.

Fort regresó a “Showmatch” como miembro del jurado y en base a sus escandalosas peleas con el ex boxeador Favio “La Mole” Moli, siguió concentrando la atención de los programas dedicados a la farándula local.

En el 2011, protagonizó una fuerte pelea al aire con el coreógrafo Flavio Mendoza, lo que motivó la decisión de Tinelli y de Canal 13 de sacarlo del aire y de su pantalla.

Tras marcharse del ciclo, Fort continuó con sus obras de teatro, esta vez en la calle Corrientes hasta que, fuera del universo Tinelli, decidió armar su propio ciclo de TV.

El programa se emitió por América TV los fines de semana, con mediciones muy bajas, a pesar de que Fort lanzó una campaña muy agresiva que incluyó su separación de la vedette de turno y su decisión de hacer pública su homosexualidad.

En el último año y debido al agravamiento de sus problemas de espalda y rodilla y de la hemorragia intestinal sufrida en febrero, que lo lleva a alejarse de la obra “Fort con Caviar”, que realizaba junto al grupo Caviar en la ciudad de Mar del Plata, Fort se apartó de la vista mediática e hizo apariciones esporádicas, pero ya sin programa de TV y sin obra de teatro propia.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.